post_Ylla_6-3

Hoy queremos destacar una iniciativa del Gremio de Panaderos y Pasteleros de las Islas Baleares y del Instituto de Innovación  Empresarial de las Islas con la colaboración de la Escuela de Diseño y de la Escuela de Hoteleria. El proyecto tiene el objetivo de apoyar el pan elaborado de forma tradicional a partir de un sello de calidad que llevará el nombre Pa d’aquí, forn i tradició, es decir, “Pan de aquí, horno y tradición”. El distintivo permitirá a los consumidores saber qué panaderías venden productos elaborados de forma artesanal y no a partir de masa congelada industrial. La campaña distinguirá pues las panaderías con obrador propio, y para recibir el distintivo estas tendran que acreditar un mínimo del 70% de elaboración propia. Según datos de la Asociación de Panaderos y Pasteleros podran adherirse a la marca cerca de 280 panaderías, que gestionan en total unos 600 puntos de venta.