Blog Ylla 1878

Pan de pasas y frutos secos

Ylla_16-3
Hoy os proponemos una receta de Ibán Yarza, de pan con pasas y frutos secos, con la que no tendréis que ensuciaros las manos. ¿El secreto? simplemento, como él mismo dice, “no siempre es necesario añadir harina hasta que la masa no se pegue a las manos”. Esta masa la podréis revolver con la cuchara!

Para la receta necesitaremos estos ingredientes:

225 g de harina integral de trigo

75 g de harina integral de centeno

75 g de harina de fuerza

335-350 g de agua

7 g de sal

5 g de levadura fresca de panadería (cubito del súper o del panadero) o bien 1,5 g –media cucharada de postre– si es seca (granulada, de sobre).

135 g de pasas

135 g de nueces (o bien la misma cantidad de cualquier mezcla de frutas y frutos (pasas, orejones, higos secos, avellanas, nueces, almendras, anacardos, etc).

Aceite para pincelar el molde

Un molde rectangular de bizcocho de unos 25-26 cm.

Preparación:

Mezclaremos en un bol todo menos frutas y frutos secos. Revolveremos con la cuchara hasta obtener un barro pegajoso.

Lo dejamos reposar 15 minutos y revolvemos otra vez con la cuchara medio minuto. Si la masa se ha quedado un poco seca tras el reposo, corregiremos con más agua.

Incorporamos las frutas y frutos (todos estos añadidos absorberán agua, por lo que es interesante no quedarse corto de agua en la mezcla inicial).

Pincelamos el molde con aceite, enharinamos y llenamos el molde hasta aproximadamente la mitad.

Lo dejamos una hora a temperatura ambiente, para ver cómo arranca la fermentación.

Metemos el molde en una bolsa de plástico (para que no se seque la masa), y lo ponemos en la parte más baja (y fría) de la nevera. Lo dejamos allí hasta el día siguiente.

Al día siguiente, lo normal es que la masa haya subido hasta el borde del molde. Si no es así, lo meteremos en un sitio caliente para que acabe de subir. Calentamos el horno a 250° C y ponemos en la base del horno una bandejita metálica (para crear vapor después).

Una vez caliente, metemos el pan a media altura con calor arriba y abajo (sin ventilador) y echamos un vaso de agua en la bandejita metálica.

Cocemos 20 minutos así y después retiramos la bandejita metálica y continuamos otros 35 minutos a 200° C. Una vez cocido, lo sacamos del molde y dejamos que se enfríe por completo sobre una rejilla.

Deja un comentario

Imagen CAPTCHA

*